25 de febrero 2024

12 de febrero 2024

¡Que alguien me explique!

Dos asesinatos en Zacatecas

Dos asesinatos sacudieron en los últimos días a Zacatecas, la tierra gobernada hoy por el apellido Monreal

Por Ramón Alberto Garza

COMPARTE ESTA HISTORIA

Dos asesinatos sacudieron en los últimos días a Zacatecas, la tierra gobernada hoy por el apellido Monreal.

Lamentablemente, los dos asesinatos  tienen relación con Ricardo y David Monreal, jerarca de Morena en la Cámara de Senadores y gobernador de Zacatecas, respectivamente.

El primer asesinato, el miércoles 7, fue el de Juan Pérez Guardado, Secretario de Desarrollo Social del municipio de Fresnillo. Era cuñado de Ricardo Monreal.

El segundo, tres días después, el sábado 10, fue el de Jorge Antonio Monreal Martínez, también funcionario de Desarrollo Social de Fresnillo. Era sobrino tanto de Ricardo, como de David Monreal.

Dato curioso: el segundo asesinato se consumó a dos kilómetros de la sede del 97 Batallón del Ejército Mexicano, en momentos en que el gobernador David Monreal recibía a 800 soldados enviados por la Secretaría de la Defensa para reforzar la vigilancia de la entidad, tras el primer asesinato del cuñado de Ricardo Monreal.

A nadie escapa que Zacatecas es, desde siempre y por su ubicación geográfica, epicentro en disputa territorial de los principales cárteles del narcotráfico en México.

Su ubicación como nudo del tráfico hacia el centro, al norte y al occidente, lo convierte en apetitoso lugar donde confluyen lo mismo el Cártel Jalisco Nueva Generación, que el Cártel de Sinaloa o lo que queda de Los Zetas.

Desde la llegada a la gubernatura, David Monreal viene elevando su apuesta para devolverle a Zacatecas la tranquilidad perdida y que lo ubicaban hace unos años en los primeros sitios de criminalidad. Y las cifras hoy así lo reconocen.

En 2016, Zacatecas registró 214 homicidios dolosos que se elevaron a 1,741 en 2021. La acción del gobierno de Monreal lo disminuyó al cierre de 2023 a 1,058 homicidios dolosos. Una caída superior al 60 por ciento en dos años.

Esa disminución llevó a Zacatecas ya al décimo lugar de homicidios dolosos, con un índice menor que Guanajuato, Baja California, Michoacán, Jalisco, Chihuahua, Sonora y Nuevo León.

Cuando David Monreal tomó posesión, el salario promedio de un policía era de seis mil pesos. Para 2023 se había duplicado a 12 mil y este año ningún elemento de seguridad pública ganará menos de 14 mil pesos mensuales.

Y eso sólo es producto de los mil 400 millones de pesos que el gobierno de Monreal le viene dedicando, tan solo en el último año, a mejorar todas las áreas de seguridad.

Las acciones de David Monreal vienen llamando la atención incluso de Estados Unidos. No son secretas las distintas visitas que el embajador Ken Salazar  viene haciendo a Zacatecas, para ofrecer una cooperación que reduzca todavía más el índice delictivo.

Por eso, extrañan los dos asesinatos a los familiares de los Monreal. Sobre todo, cuando militando en Morena, tendrían que tener el mayor de los apoyos del gobierno de la Cuarta Transformación.

Nadie quisiera pensar que ese plomo descargado sobre el cuñado y el sobrino de Ricardo Monreal, con una diferencia de sólo tres días, tenga que ver con el rol político que viene jugando el Presidente de la Junta de Coordinación Política en el Senado, en la sucesión 2024.

Dicen que la elección natural para lidiar con el crimen organizado está entre plata o plomo. Por los asesinatos tan directos contra los familiares de los Monreal, hoy está claro que el plomo tomó la delantera.

Publicidad
Publicidad
Publicidad