FACEBOOK

VISTAS
26 de Noviembre del 2019

La indignación selectiva

El fin de semana masacraron a una familia en Tamaulipas. Eran los Olivares, pero ellos no merecieron un minuto de silencio de los diputados en San Lázaro como los LeBarón. ¿Por qué? Yo le llamo indignación selectiva.
Cuando mataron a la familia LeBarón, hubo una ola de indignación –por supuesto reflejada en las tendencias de las redes sociales- y el dolor de la tragedia llegó a la cámara de diputados en donde pidieron un minuto de silencio por las víctimas de la masacre. El fin de semana, otra familia, los Olivares, también fueron acribillados por un comando armado. Murieron 3 –incluido un muchacho de 14 años- y cuatro más quedaron gravemente heridos. Ni fue tendencia ni hubo minuto de silencio de los diputados. En lo personal, todos tenemos la libertad de elegir por qué cosas indignarnos. Aunque uno supondría que la muerte de cualquiera debería ser siempre una tragedia. El asesinato de la peor persona, incluso, es como quiera una tragedia para su madre, para sus hijos, para sus hermanos… porque siempre hay alguien que quiere a una mala persona. Por eso, el asesinato de cualquiera debería ser siempre es una tragedia. Luego de la masacre que acabó con la vida de 9 miembros de la familia LeBarón, nuestros diputados alzaron su voz llena de cólera e indignación. El infame asesinato múltiple los conmovió de tal forma que exigieron justicia levantando sus puños en alto y dedicaron un sentido minuto de silencio en memoria de esa familia destrozada. Hablaron conmovidos por la infamia. Gritaron de rabia. Y cuando se les cuestionó si toda esa indignación venía de un trasfondo político, se ofendieron. ¿Cómo es posible que alguien piense que pueden ser artífices de semejante bajeza? Para este martes, habían pasado ya tres días del ataque a la familia Olivares. Ni una sola palabra de los diputados. Ni un leve gesto de indignación por el dolor de esa familia, por la injusticia de la masacre, por la sangre de los inocentes derramada por el crimen organizado. Porque también había mujeres, como con los LeBarón, también había menos de edad, como con los LeBarón. También fue un ataque a mansalva como con los LeBarón. También fueron emboscados. También en una zona castigadísima por el narco. ¿Porqué los Olivares no merecieron un minuto de silencio en San Lázaro? Se llama indignación selectiva. Sí, se indignan por lo que les conviene, por las muertes por las que pueden sacar un beneficio político. O bueno, quizá es por que si los diputados guardaran un minuto de silencio por toda la gente que no debía morir, pero murió a causa de la incompetencia de éste y de otros gobiernos, tendrían que permanecer callados lo que les queda de vida...