FACEBOOK

VISTAS
14 de Febrero del 2019

El lado oscuro del amor

Dejando de lado las cursilerías el amor puede llegar a ser tan peligroso que hasta el IMSS interviene cuando llegan los pacientes por este ‘mal’
Cuando se piensa en amor el pensamiento viaja directamente a una pareja de enamorados felices, pero este sentimiento no siempre es alegre y cursi, de hecho puede llegar a ser enfermizo o hasta mortal para algunos.

Violencia hacia la pareja

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), apuntó en el 2018 que 64 por ciento de las mujeres (12.2 millones) había sufrido violencia severa o muy severa en su relación amorosa. El 43 por ciento afirmaba haber sufrido violencia severa, que abarca la violencia física o sexual de manera eventual, daños físicos o emocionales severos como cortadas, quemaduras o pérdida de dientes, hemorragias o sangrado, problemas nerviosos, angustia o miedo, tristeza, aflicción o depresión así como insomnio. Por otro lado el 20.8 por ciento ubicaba su tipo de violencia en muy severa que abarca violencia múltiple reiterada con daños físicos y emocionales, que atentan su integridad física tales como fracturas, abortos, partos prematuros alguna enfermedad de transmisión sexual, pérdida de capacidades motrices, pensamientos suicidas e intento de suicidio. Por si fuera poco al año se estima que cada mujer perdió 30 días de trabajo remunerado y 28 días de trabajo no remunerado a causa de la violencia por parte de su pareja.

El amor y la mente

En un comunicado la psicóloga Elizabeth Cuevas Soria de la Unidad Médica Familiar 57 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Puebla, reveló que hasta el 50 por ciento de las atenciones psicológicas son por problemas amorosos. Afirmó que los conflictos de enamoramiento causan en algunas personas pensamientos suicidas, cutting (cortes en diferentes partes del cuerpo), violencia familiar, duelo por la pérdida del ser amado, estrés y ansiedad, aunque resaltó que los primeros dos son más comunes en adolescentes, y los últimos en adultos. La psicóloga dijo que el proceso de enamoramiento consta de atracción física, reconocimiento (que implica la cimentación o compaginar gustos) y por último compromiso (cuando la pareja ya hace un proyecto de vida). Pero afirmó que en muchos casos los pacientes se quedaron en la etapa de atracción y el reconocimiento ya que al llegar a la etapa de compromiso muchas sufren desilusión o negación a la responsabilidad; en caso de ruptura se presenta un duelo que puede durar entre los seis meses hasta los tres años.

Relaciones tóxicas

Por otro lado el ‘amor’ o ‘falso amor’ puede generar las ya tan famosas ‘relaciones tóxicas’, que aunque parecen un chiste por la difusión en redes sociales, son un problema real y este lo puedes notar cuando tu pareja muestra actitudes negativas, tales como:
  •      Molestia porque pases tiempo con tus amigos o familiares.
  •      Controla tus gastos personales.
  •      Investiga tus redes sociales y tu celular.
  •      Planifica tus horarios.
  •      Te menosprecia y te da a entender que sin él o ella no eres nadie.
  •      Te chantajea emocionalmente.
  •      Te cela de forma enfermiza.
Especialistas señalan que este tipo de relaciones surgen por la falta de experiencia en el amor y por el ejemplo que han recibido en el hogar. Si tu aun vives en la negación y no te das cuenta que tu pareja te lastima, voltea a ver tus actividades cotidianas, si has alejado de tu familia, o tu rendimiento laboral o escolar ha bajado, entonces quizá debas analizar tu relación y buscar ayuda.

Dependencia emocional

De acuerdo a una entrevista a Noemí Díaz Marroquín, psicóloga de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), publicada en EFE, un tercio de las parejas en el país padecen dependencia emocional. Las características de la dependencia emocional son: los celos, el control, la necesidad de aprobación del otro, la dificultad para tomar decisiones, no tener proyectos propios, vivir en función de la pareja, la necesidad de ser sometido y obedecer, la ansiedad por la distancia del otro, el aislamiento de su círculo social. La experta señaló que la dependencia emocional tiene raíces en la infancia y la familia, aseguró que cuando una persona desarrolla apego inseguro requiere que siempre esté presente una figura simbólica que representa aquella que no tuvo de niño, que en este caso sería la pareja. Después de leer esto seguro que el amor ya no parece tan cursi y lindo.