30 de noviembre 2020

Seguridad

Netanyahu y Trump, unidos vs Irán (y contra Biden)

El asesinato de un científico nuclear iraní este viernes -presuntamente a manos de Israel- tendría como objetivo dificultar cualquier regreso a la diplomacia entre Irán y Estados Unidos… y podría ser el detonante de un conflicto regional en las próximas semanas.

Por Bernhard Buntru

COMPARTE ESTA HISTORIA

Una ametralladora controlada remotamente y montada en un vehículo acabó este viernes con la vida del científico nuclear iraní Mohsen Fakhrizadeh, reportó la agencia Fars News, del país persa. Y para muchos en Irán todo apunta a su acérrimo rival, Israel.

Después de todo, no sería la primera vez que sucediera. De hecho, entre 2010 y 2012, el gobierno israelí asesinó a más de media docena de científicos nucleares iraníes con el supuesto objetivo de detener el programa nuclear que llevaban a cabo, de acuerdo con The New York Times.

Solo que, en un contexto en el que Irán ha dejado de mostrar señales de querer obtener una bomba nuclear, ¿a quién le interesaría asesinar a uno de sus científicos nucleares? De acuerdo con expertos en relaciones internacionales, los beneficiados serían particularmente dos: los israelíes y el gobierno saliente de Donald Trump.

Según escribe Barbara Slavin, directora de la Iniciativa Futuro de Irán del Consejo Atlántico, en The New York Times, ambos Israel y la administración Trump temen que el futuro gobierno de Joe Biden busque regresar al acuerdo nuclear iniciado durante la era Obama, el cual podría reanimar la economía de Irán y por ende dificultar la contención de su influencia en el Medio Oriente. De ser ciertas las posibles intenciones de Biden, el asesinato de Fakhrizadeh vuelve todo más difícil.

De acuerdo con Slavin, el primer ministro Benjamin Netanyahu -con el apoyo del presidente Trump- busca sembrar el caos para dificultar cualquier retorno de la diplomacia bajo el presidente-electo Joe Biden.

El gobierno israelí, como de costumbre, no se hizo responsable del asesinato; sin embargo, varios reportes -así como la manera en la que Fakhrizadeh fue asesinado- apuntan fuertemente a la Mossad, el organismo israelí de inteligencia. Por su parte, la administración de Trump pudo o no haber sabido del ataque. Las únicas pistas serían que el secretario de Estado, Mike Pompeo, estuvo recientemente de visita en Israel. Además, hasta ahora no ha condenado el asesinato.

El liderazgo iraní reaccionó con enojo pero también con cautela. El presidente Hassan Rouhani dijo que Irán responderá en la forma y tiempo que crea conveniente y responsabilizó a Israel.

“Este brutal asesinato demuestra que nuestros enemigos están viviendo semanas de ansiedad, semanas en las que sienten que su época se está acabando y que las condiciones globales están cambiando”, expresó.

Mientras tanto, el establishment de seguridad en Estados Unidos condenó el ataque a través de canales no oficiales. Y es que John Brennan, ex director de la CIA y ahora analista en medios, publicó un tuit que para muchos fue tomado como un mensaje proveniente del equipo de Biden al liderazgo iraní.

“Este fue un acto criminal e irresponsable… Los líderes iraníes harían bien en esperar el retorno de un liderazgo estadounidense responsable en el plano global y resistir las ganas de responder hacia supuestos culpables”, tuiteo Brennan.

Apenas el jueves pasado, un día antes del ataque, el sitio Axios informó que, según altos funcionarios israelíes, las Fuerzas de Defensa de Israel ya recibieron recientemente instrucciones de su gobierno de prepararse para la posibilidad de que Estados Unidos lleve a cabo un ataque militar contra Irán antes de que el presidente Donald Trump deje el cargo. El asesinato del científico refuerza esta tesis.

Publicidad
Publicidad
Publicidad