FACEBOOK

VISTAS
17 de Septiembre del 2019

‘La gente realmente nos odia’

Así se sienten algunos miembros de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos, respecto a detener y custodiar migrantes.
El diario The New York Times descubrió la crisis moral que envuelve a algunos de los elementos de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos. Si bien, antes su trabajo era ir en contra de los traficantes de droga, ahora, detienen migrantes. Esto lo reportaron en su artículo ‘La gente realmente nos odia’: la crisis moral de la Patrulla Fronteriza. Aquí reproducimos algo de lo que comentaron los agentes fronterizos:
“Encarcelar a la gente por una actividad no violenta comenzó a carcomerme por dentro”. -Ex agente en Arizona, renunció el año pasado.
Y que con la llegada de Donald Trump a la presidencia cambió el papel de la Patrulla Fronteriza, pasaron de detener narcotraficantes a detener migrantes.
“Antes, era un golpe de adrenalina cuando uno atrapaba traficantes de drogas. Hacíamos más trabajo policial. Ahora es trabajo humanitario. Ahora significa cuidar de niños y darles la fórmula láctea”. -Eduardo Jacobo, agente de California
Entre los miembros de la Patrulla Fronteriza están los que prefirieron renunciar, los que se han atrincherado en defensa de sus nuevas labores y los que se sienten resentidos por las críticas. Sobre un grupo de Facebook donde se refieren a los migrantes con palabras crueles y sexistas:
“Las bromas no son el problema, tratar a las personas como si no fueran humanos lo es”. -Josh Childress, ex agente de Arizona.
Sobre las críticas:
“Ahora tengo que ir a casa, donde quiero relajarme, y escuchar a mi esposa decirme todos los comentarios que le han dicho. ¿En qué momento me puedo relajar?”. -Sergio Tinoco, agente en el Valle del Río Grande, Texas.
En México, la Guardia Nacional y el Instituto Nacional de Migración disminuyeron en 56% el flujo migratorio. ¿Y ellos no tendrán carga moral?