FACEBOOK

VISTAS
26 de Agosto del 2019

¡Lástima, Margarito!

México no aparece en la lista de los ocho principales países que estarían orillando al mundo a una recesión. Sin duda, esto debe retorcer a quienes desean ver fracasada la 4T
Los enemigos de la Cuarta Transformación amanecen de luto. México no aparece en la lista de los ocho principales países que estarían orillando al mundo a una recesión. El motivo de esa tristeza es que el análisis difundido por la BBC de Londres que enlista a los 8 países que dan señales de severa debilidad económica, arrastrado al mundo a una recesión. Y no aparece a México. Y no es que se enfoque solamente a las grandes potencias, porque el listado incluye países con la tercera parte o menos del poder económico de México, como Argentina o Singapur. El análisis advierte que la respuesta a la pregunta sobre de dónde vienen los temores de la recesión parece estar en los problemas que presentan algunas economías claves del globo y BBC Mundo da cuenta de cuáles son esos países. El número uno de la lista son los Estados Unidos, que aunque tiene una expectativa de crecimiento del 2.6 por ciento para el 2019 y Donald Trump insiste en que es la mejor del mundo, existen serios temores de que la guerra comercial con China será desastrosa no sólo para Norteamérica, sino para todo el planeta. El segundo sitio es para China, que a pesar de continuar creciendo al 6 por ciento, esa tasa es la menor registrada para ese país en los últimos 17 años. BBC pone alerta en que el modelo de capitalismo de Estado se está agotando y que los nuevos créditos favorecen más a las empresas públicas que a las privadas. El tercer país con agitación económica es el Reino Unido, que con una economía en retroceso, cayendo 0.2 por ciento en el segundo trimestre, tiene pendiente la asignatura de su salida del Brexit. Alemania tiene el cuarto lugar de la lista, con una economía que cayó 0.1 por ciento el segundo semestre del año, debido principalmente a la baja en sus exportaciones de maquinaria, camiones y vehículos, principalmente a China. El quinto sitio es para Italia, que tiene una economía estancada, una deuda que supera el 130 por ciento de su PIB y una Banca con serias dificultades. Brasil es el sexto lugar, primer latinoamericano en la lista, que resiente el debut presidencial de Jair Bolsonaro que se mezcla con la crisis Argentina y la caída en el crecimiento de China, que le está dejando de comprar grandes cantidades de materias primas. El séptimo sitio es para Argentina, que con la posibilidad del regreso del kirshnerismo desplomó el índice Merval a la segunda peor caída registrada en el mundo para una Bolsa de Valores desde 1950. Su inflación ronda el 50 por ciento y su deuda cotiza a 54 centavos de dólar, el Peso argentino se fue de 45 a 60 por dólar y el fantasma de una suspensión de pagos a la deuda vuelva a rondar la pampa. Singapur, el octavo y último en la lista, registró una caída de 3.3 por ciento del PIB en el segundo trimestre del año. Se les cayeron las ventas de manufacturas y el turismo chino. BBC lo ubica como otra víctima colateral de la guerra entre Washington y Beijing. Y no es que México sea despreciado por el tamaño de su economía, casi tres veces mayor que la de Argentina y cuatro veces mayor que la de Singapur. Pero la BBC de Londres coloca a esos ocho países como más emproblemados que el nuestro, lo que sin duda debe retorcer a quienes desean ver fracasada la Cuarta Transformación. Y para sufrir más, otra mala noticia para esos adversarios de la 4T. La inversión Extranjera Directa en México captó 18 mil 102 millones de dólares en el primer semestre de este año. Es la máxima captación registrada para un primer semestre en los últimos seis años. ¡Lástima Margarito! Por supuesto que es mucho lo que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador tiene que hacer para reactivar la economía, que sin duda muestra signos de pereza en la asignación del gasto público y exceso de cautela entre inversionistas privados. Pero visto a los ojos del mundo, como lo reporta la BBC de Londres, no figuramos en la lista de los que van adelante en la caída. Lloremos pues por Argentina, pero trabajemos por México.