FACEBOOK

VISTAS
11 de Febrero del 2019

¡La Pelea del Siglo!

Estamos en la antesala de la que sí será – esa sí de verdad- la Pelea del Siglo: El hombre más rico del mundo contra el hombre más poderoso
Cada año en el planeta se anuncian tres o cuatro “Peleas del Siglo”. Son entre boxeadores que van desde la legendaria de Mohamed Ali contra Joe Frazier, hasta más recientes como la Floyd Mayweather contra Manny Pacquiao o la del Canelo Álvarez contra Gennady Golvkin. Pero estamos en la antesala de la que sí será – esa sí de verdad- la Pelea del Siglo. Y nada tendrá que ver con el boxeo. Sino con poder político, dinero, sexo y extorsión. Será la disputa entre el Hombre Más Rico del Mundo –Jeff “Mister Amazon” Bezos- y el Hombre Más Poderoso del Planeta –Donald “Mister Big Ego” Trump. Para ubicar el antecedente, las relaciones entre Trump y Bezos vienen deteriorándose desde que el dueño de Amazon se le rebeló a las excentricidades del presidente norteamericano, quien lo tenía en su consejo de empresarios. Aunque dueño del diario The Washington Post, Bezos poco puede hacer sobre su política editorial y Trump no le cree al dueño de Amazon que no pueda frenar las constantes críticas del influente e independiente rotativo. El primer round de sombra se dio cuando el presidente norteamericano amenazó con elevar fuertemente las tarifas del servicio postal, que es un costo crucial para el negocio de Amazon que envía millones de millones de productos a domicilio. El caso está en el aire. Pero un affaire personal de Bezos abrió esta semana la puerta para montar el ring de esta “Pelea del Siglo”. Con 25 años de lo que se consideraba un matrimonio estable y muy productivo con su pareja y socia en Amazon –Mckenzie Tuttle, mejor conocida como Mckenzie Bezos- Jeff se involucró en una relación extramarital con Lauren Sánchez, una ex presentadora de Fox News, el canal de noticias favorito de Trump. En lo privado, Bezos y Sánchez se enviaron decenas de amorosos mensajes por Whatsapp. Incluso se presume que alcanzaron a practicar el llamado sexting, que es el intercambio de imágenes de sus partes íntimas a través de sus teléfonos móviles. El hecho es que ahora se presume que Michael Sánchez, hermano y agente de Lauren, republicano y colaborador la campaña presidencial 2016, le habría filtrado algunos de esos melosos textos -incluyendo imágenes íntimas- a sus amigos republicanos Roger Stone y Carter Page. La presunción es que los dos colaboradores de Trump, a su vez, se los habrían hecho llegar David Pecker, el dueño de America Media Inc., la corporación que publica el tabloide de supermercados, The National Enquirer. Es el mismo Pecker que fue acusado de comprar en cientos de miles de dólares las historias de las porno escorts Stormy Daniels y Karen McDougal, para “congelarlas” y que no le “mancharan”  a Trump su campaña presidencial. Michael Cohen, el abogado personal del presidente, ya declaró públicamente que él fue quien le entregó al dueño del National Enquirer los cientos de miles de dólares para silenciar las porno historias. El hecho es que ese mismo Pecker publicó en su escandaloso tabloide un reportaje de once páginas, con todos los detalles del affaire Bezos-Sanchez, que incluían las filtraciones de los mensajes amorosos y algunas imágenes –todavía no las mas íntimas- que se presume filtró el hermano de la conductora. Bezos reaccionó acusando a Pecker de ser hacer de su periódico un instrumento de Trump para atacarlo por su rivalidad con Trump. Pero el dueño de American Media cometió un error. Le dijo al dueño de Amazon que todavía le tenía más, incluyendo imágenes en las que Bezos se exhibía desnudo. Y que a menos de que el dueño de Amazon no se retractara de sus acusaciones de que Trump estaba detrás del ataque, Pecker las publicaría. Lejos de intimidarse frente a lo que consideró un chantaje, Bezos contrató a siete despachos de abogados para ir sobre Pecker, acusándolo de extorsión. Lo que viene es una encarnizada lucha legal y mediática entre el Hombre Más Rico del Mundo y el Hombre Más Poderoso del Planeta. Esa si que es, desde donde se le vea, la Pelea del Siglo. Y en esto, se los juro, nada tiene que ver presidente López Obrador.