5 de julio 2022

20 de mayo 2022

Política

Salud: La transición que viene

El gobierno federal le apuesta al programa IMSS-Bienestar como un modelo de salud que pueda brindar servicios especializados de calidad a no derechohabientes de todo el país

Por Redacción Magenta

COMPARTE ESTA HISTORIA

Con el objetivo de lograr la transición completa en el sector, la Secretaría de Salud y el gobierno de Colima firmaron esta semana el acta de integración para la implementación y operación del Programa IMSS-Bienestar en la entidad.

A través de dicho modelo de atención, el gobierno federal le apuesta a que el programa brinde atención médica de calidad a la población sin seguridad social -no sólo de Colima, sino de todo el país-, por medio de los servicios de salud estatales.

La firma del acta de integración de la mesa de transición fue encabezada por  el secretario de Salud, Jorge Alcocer; el director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo y la gobernadora de Colima, Indira Vizcaíno Silva.

Para ello se destinará una inversión de 533 millones de pesos, la cual comprende 19 acciones de infraestructura, diversas necesidades en equipo médico, así como el reforzamiento de la plantilla del personal con 279 médicas y médicos, 373 en personal de enfermería y 39 paramédicos.

“Con la firma del acta se cumple con el deber de transformar los servicios de salud de la entidad para ofrecer atención médica oportuna, a personas vulnerables, que es una prioridad del presidente Andrés Manuel López Obrador.

“La transformación del sistema de salud del país tiene como premisa la participación voluntaria de las entidades y del personal de Salud, así como la continuidad de la prestación de los servicios, independientemente del avance del proceso”, expresó en su comparecencia el secretario Jorge Alcocer.

En tanto, el titular del IMSS, Zoé Robledo, afirmó que la participación en conjunto de los tres niveles de gobierno, así como de diversos sectores de la sociedad, permitirá hacer realidad un estado de bienestar desde el componente de salud. Además, dijo que el modelo permitirá cerrar la brecha la brecha en la contratación de personal.

“Quienes hoy tienen una seguridad laboral no deben de preocuparse, la van a mantener, no vamos a despedir a nadie, y quien diga lo contrario, lo invito a que me explique a quién se ha despedido de Nayarit, en Tlaxcala o en los estados previos donde hemos estado haciendo este proceso”, indicó el funcionario.

Finalmente, la gobernadora Indira Vizcaíno aclaró que si bien la rectoría del programa IMSS-Bienestar quedará en manos de la Secretaría de Salud de Colima, con este paso se subsanarán las carencias en medicamentos, especialistas, así como infraestructura y equipamiento médico.

“Con el modelo IMSS-Bienestar vamos a modernizar nuestros hospitales, clínicas y centros de salud, dotándolos de infraestructura adecuada y equipamiento especializado”, puntualizó la mandataria morenista.

Publicidad
Publicidad
Publicidad