FACEBOOK

VISTAS
24 de Enero del 2019

Las razones de Janine Otálora

La renuncia de Janine Otálora ha despertado dudas sobre la autonomía del máximo tribunal en materia electoral
Janine Otálora dejó la Presidencia del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación en medio de una crisis de credibilidad por el caso Puebla. Uno de sus colegas, José Luis Vargas, cuestionó su imparcialidad por validar el triunfo del PAN en Puebla. La magistrada seguirá siendo parte del pleno del máximo tribunal en materia electoral. Sin embargo, su salida genera dudas sobre la imparcialidad de esta corte. Otálora explicó en su cuenta de Twitter, que la vida institucional de México vive una nueva época y el Tribunal Electoral como órgano del Poder Judicial de la Federación debe saber adaptarse a los cambios. Al respecto, Janine Otálora destacó que la reciente crisis en la que se vio inmersa la Sala Superior del Tribunal es parte de la tensión a la que se somete ese órgano al resolver conflictos políticos. La impugnación a la elección de gobernador de Puebla enfrentó a la ex presidenta del Tribunal con el magistrado José Luis Vargas Valdez, quien pidió su renuncia, en diciembre pasado. La ex presidenta del Tribunal fue acusada por José Luis Vargas Valdez de irregularidades y dijo tener pruebas de ellas por lo que preparaba una denuncia que sustentaría con esos elementos.   Sobre el caso de Puebla, José Luis Vargas Valdez había presentado un proyecto de anulación a la elección de gobernador de esa entidad, pero la Sala Superior lo rechazó con el voto decisivo de Otálora. “Las cuentas que entrego al término de estos dos años, son claras y transparentes. Cada uno de mis votos han sido argumentados y fundados exclusivamente en las pruebas y en e derecho. El ejercicio del presupuesto puede ser revisado y auditado en cualquier momento, así como mis cuentas personales”, precisó Otálora. El mismo día de su renuncia, el Tribunal eligió a Felipe Alfredo Fuentes Barrera como su presidente.