29 de mayo 2022

3 de diciembre 2020

Política

FGR pierde caso clave contra el financiero de Emilio Lozoya

El contador de Emilio Lozoya, Francisco Serafín Villalobos, libró una acusación por defraudación fiscal de más de 3 millones de pesos, luego que un juez determinó que la fiscalía manipuló evidencia para armar su expediente

Por Redacción Magenta

COMPARTE ESTA HISTORIA

¿Qué pasó?

Francisco Serafín Villalobos, libró una acusación por defraudación fiscal de más de 3 millones de pesos, luego que un juez determinó que la fiscalía manipuló evidencia para armar su expediente. Esto representa un duro golpe para la Fiscalía General de la República, en relación al seguimiento del caso Lozoya.

Se acusa a Serafín Villalobos de haber defraudado al fisco con 3 millones 113 mil pesos, por concepto de ISR, de 2014 a 2018

¿Por qué importa?

  • Serafín Villalobos se desempañaba como contador de algunas empresas de Emilio Lozoya, ex director de Pemex y quien está acusado de los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita y asociación delictuosa por el caso Odebrecht.
  • Actualmente, Lozoya Austin está siendo procesado por la fiscalía y busca ser considerado testigo protegido si logra proporcionar información que lleve a las autoridades a desentramar toda una red de corrupción en el sexenio de Enrique Peña Nieto.
  • Serafín Villalobos tiene el antecedente de haber representado legalmente a la empresa Yacani, fundada en 2014 y propiedad de Marielle Helene Eckes, esposa de Lozoya y cuyo paradero es desconocido. Además, también se le relaciona con Tania Beatriz López Abud, ex empleada de Altos Hornos de México, compañía con la que Lozoya negoció la venta de la planta Agronitrogenados.

El contexto:

  • De acuerdo con Reforma, la Procuraduría Fiscal de la Federación (PFF) presentó ante la FGR una denuncia en la que se acusa a Serafín Villalobos el haber defraudado al fisco con 3 millones 113 mil pesos, por concepto de impuesto sobre la renta en el periodo de 2014 a 2018.
  • El fisco federal le recrimina presuntamente haber omitido el pago de dicho impuesto como persona física, desglosado por años de la siguiente manera: 888 mil pesos, en 2014; con 925 mil (2015), 571 mil (2016), 299 mil (2017) y 430 mil pesos en 2018.
  • Inclusive, un año después, en mayo de 2019, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda congeló todas sus cuentas, luego de descubrir que Serafín Villalobos se había desempeñado como comisario del Grupo Interamericano de Financiamiento para el Desarrollo (GIFD), empresa fundada por Emilio Lozoya.

Los detalles:

  • El pasado 8 de octubre, Gregorio Salazar Hernández, juez de control del Centro de Justicia Penal Federal en Almoloya de Juárez, dictó sentencia a favor de Serafín Villalobos, para que no fuera procesado por el delito de defraudación fiscal. La FGR y la PFF impugnaron el fallo.
  • Sin embargo, al considerar que las pruebas en su contra, es decir, los informes bancarios, fueron agregados de manera ilícita a la investigación, la jueza del Tribunal Unitario en Materia Penal de Toluca, Sara Olimpia Reyes García, resolvió en definitiva no vincular a proceso a Serafín. Dicho fallo, al ser dictado en la instancia de apelación, ya no puede ser impugnado por la fiscalía.
  • Reyes García desestimó el caso al considerar que la información financiera del imputado debió ser solicitada por el Ministerio Público ante la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para su investigación por fraude al fisco federal y no como una indagatoria por lavado de dinero, por lo cual no tiene validez como evidencia.
Publicidad
Publicidad
Publicidad