FACEBOOK

VISTAS
02 de Agosto del 2018

Amigos de Peña, enemigos de AMLO

¿Quién le tiene miedo a Andrés Manuel López Obrador? Al parecer, las empresas petroleras que han sido cuestionadas por tráfico de influencias
Esta fotografía fue filtrada por Andrés Manuel López Obrador en el 2015. Del lado derecho, el entonces gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto y del lado izquierdo, el entonces Presidente del Consejo de Administración de OHL México, José Andrés de Oteyza. El futuro Presidente de México era regañado por quién se convertiría en uno de los mayores contratistas del sexenio. La imagen explica por sí misma el argumento de López Obrador para justificar sus más polémicas designaciones como la de Bartlett y Nahle: El gobierno fue capturado por intereses privados y las reformas, particularmente la energética, se promulgaron para hacer negocio. En la estrategia de AMLO, ese problema solo puede ser resuelto con la línea más dura de su gabinete. Desde su campaña, Andrés Manuel fue claro en su postura. Algunas empresas entendieron el mensaje rapidísimo. El conflicto de interés de OHL con Pemex estaba clarísimo. Lo primero que hizo Emilio Lozoya, habiendo sido miembro del consejo de OHL México, fue firmar la adjudicación de tres contratos de 2,400 millones de pesos a favor de OHL. Ahora, la compañía se prepara para el exilio. OHL vendió todas sus operaciones mexicanas al fondo australiano IFM Investors. Demandas en tribunales de Estados Unidos por 900 millones de dólares, tráfico de influencias de ex funcionarios, grabaciones de presuntos sobornos, acusaciones de complot en contra de la dirección de Pemex, el despacho que defendió a Oceanografía y un desplegado en la página 2 de la edición internacional del New York Times Estos son los elementos del escándalo de Oro Negro, una empresa de servicios petroleros que se encuentra en concurso mercantil y que está siendo investigada por fraude por la PGR. La empresa fue creada por Gonzalo Gil White. Sí, el hijo de Francisco Gil Díaz, el secretario de Hacienda de Vicente Fox. Y por Luis Ramírez Corzo. Sí, el ex director de Pemex en tiempos de Vicente Fox. Curiosamente, sus contratos más importantes con Pemex tienen la firma de Carlos Morales Gil, quién llegó a la dirección de Pemex Exploración y Producción en el sexenio de Fox y ahora trabaja para la familia Bailleres en Petrobal. Oro Negro fue creada para explotar las nuevas modalidades de asociación privada de la reforma energética; pero su historia no pasó de este sexenio. Petrofac, una de las empresas más cuestionadas de la reforma energética, vendió ayer el 49 por ciento de su operación en México. Desde meses atrás ya se especulaba una salida total del mercado energético mexicano. Ésta es una empresa de servicios petroleros británica que está siendo investigada por la Fiscalía de su país por un presunto caso de sobornos a escala global. Un Odebrecht petrolero. Su director general, Ayman Asfari, no sólo es uno de los mayores donantes del Partido Conservador de Inglaterra, sino que es también uno de los principales empresarios que ofrece  financiamiento a las fuerzas armadas sirias que combaten al Presidente Bashar Al Assad. Al igual que Oro Negro y OHL, su aventura empresarial en México no pasará de este sexenio. Otras empresas del sector energético, como Iberdrola, están buscando opciones estratégicas: De acuerdo al periodista Salvador García Soto, la empresa española está cabildeando un encuentro entre el Presidente de España, Pedro Sánchez y Andrés Manuel López Obrador. Estamos hablando de una empresa que en este sexenio obtuvo un proyecto de más de 4 mil millones de dólares en un solo contrato. Para bien o para mal, las designaciones de AMLO ya se sienten en el sector energético. Parece que la transformación está llegando…