FACEBOOK

VISTAS
20 de Agosto del 2020

05 anécdotas de Lozoya

Estas son algunas anécdotas que Emilio Lozoya, ex director de Pemex, denunció ante la FGR y que exponen los excesos de los gobernantes.
En la denuncia que Enrique Lozoya hizo ante la Fiscalía General de la República hay mucho más que solo señalamientos de corrupción. El ex director de Pemex compartió historias que dejan ver el derroche y los excesos que los gobernantes presuntamente cometieron con el dinero público. Aquí te van los extractos de la denuncia: 01 El Ferrari rojo “En el marco de las celebraciones del “Día de la Marina” en Veracruz, el entonces Gobernador del Estado, Javier Duarte, se le acercó en las escalinatas del avión presidencial y le entregó una carpeta al Presidente. Yo sabía la relación estrecha entre ambos, pues hacía tiempo que Luis Videgaray Caso me había instruido a “facilitar” diversos tipos de combustible al gobierno de Duarte, pues el Presidente Peña se comprometió a apoyar su gestión del entonces Gobernador. Al subir al avión presidencial, Enrique Peña Nieto nos dijo: “Miren lo que me regaló el gober”, mostrándonos, en esos momentos, la parte interior de la carpeta. Ahí aparecían las fotos de un Ferrari con el texto: “Este Ferrari perteneció al Presidente López Mateos”, y a un lado estaban las llaves del auto. Enrique Peña Nieto le entregó la carpeta a un asistente y le pidió al mesero de a bordo, abrir un par de botellas de Vega Sicilia para celebrar esta exitosa gira”. 02 Más sobornos, campeón “Yo le informé (a Luis Videgaray) que el proceso de entrega de los sobornos adicionales estaba por concluir de cara a “amarrar la reforma”, a lo que él me contestó: “muy bien campeón: vamos con todo”. 03 Fotógrafo de reyes “Al inicio de la gestión de Enrique Peña Nieto como Presidente de la República, éste me instruyó a coordinarme con el Secretario Técnico del gabinete, de nombre Roberto Padilla Domínguez, de cara a que Pemex contratara los servicios de un fotógrafo (...) de tal forma que el fotógrafo se encargaría de tomar las fotografías de los eventos relevantes. Días después, Padilla Domínguez me comentó que el contrato sería por un monto de entre dos y tres millones de pesos mensuales. Corroboré los montos con Enrique Peña Nieto y más tarde fueron confirmados con Luis Videgaray Caso” 04 El museo del presidente “En una reunión que tuve con Juan Armando Hinojosa en mis oficinas de Pemex él me relató lo dicho, diciéndome que el presidente le había instruido a hacer negocios en Pemex para que él y Peña Nieto tuvieran liquidez. De hecho, mencionó específicamente que requería sumas cuantiosas porque estaba construyendo una “Egoteca”. Yo no entendía qué quería decir con esto, pero más tarde entendí que se trataba del “Museo del Presidente”, al que haré referencia enseguida. La presión que ejercía Juan Armando Hinojosa era indecente, siempre afirmando que era un acuerdo con su socio, el Presidente Peña Nieto”. “A finales de 2015, durante un evento con Enrique Peña Nieto, Antero Rodarte me comentó que la casa y el museo estaban concluidos y que ahí se colocarían los regalos, reconocimientos y el historial del Presidente, pero que por ese entonces, solo él y Padilla Domínguez conocían la ubicación del inmueble. Es el caso que, en el marco de una cena en Los Pinos, y encontrándose Antero Rodarte en estado de ebriedad, me dijo que “estaba hasta la madre de lo poco que le pagaban, en comparación con las maletas llenas de fajos de billetes que él tenía que resguardar en la bodega del Museo de Peña” Juan Armando Hinojosa, de Grupo Higa (sí, el mismo contratista de la Casa Blanca de la Gaviota) fue quien se encargó de construir el Museo del Presidente con el dinero que sacaban de Pemex, acusó Emilio Lozoya en su denuncia. 05 Puro Chanel “Quiero añadir que, en el marco de la reunión donde Luis Videgaray Caso me dijo que él conseguiría los recursos en efectivo, hubo un tema adicional que, me parece, refleja el abuso sistemático que se ejerció a escala gubernamental: Luis Videgaray Caso me instruyó a que, en cuanto recibiera el dinero en efectivo, se comprara una bolsa de mujer de la marca Chanel para regalarsela a su amiga, la periodista Lourdes Mendoza. Una vez que se recibieron las maletas de dinero, dicha bolsa fue comprada por un monto de entre 4 a 5 mil dólares americanos, en una tienda de la zona de Polanco y entregada a Lourdes Mendoza” “Ella mandó a decir que con eso “se veía muy guapa”, pero que por favor consideráramos pagar la colegiatura de su hijo/hija, ya que la empresa que la ayudaba con ese tema siempres se retrasaba” “En mi siguiente reunión, pregunté a Luis Videgaray Caso cómo hacía para mantener a una prensa favorable, me dijo: “tú no sabes usar el poder. Yo tengo una lista de periodistas, como Lourdes Mendoza, a quienes mantengo contentos con cañonazos de $50 a 100 mil pesos mensuales”.