18 de octubre 2021

3 de septiembre 2021

Opinión

#ConTaconesEntreLegos | AMLOandia: A Mitad del Camino

Con tacones entre legos

Los mexicanos y las mexicanas merecemos que nos hablen con la verdad y no con récords históricos ensalzados. Recapacite y acepte, señor presidente, que no vamos ni a la mitad del camino, aunque usted nos diga lo contrario

Por Marcela Garza Barba

COMPARTE ESTA HISTORIA

Señor presidente, hoy está a mitad del camino.

Usted mismo lo dijo en su más reciente libro.

¿Pero a mitad del camino de qué?

Y más importante aún, como líder de la nación, ¿cómo ve usted esta mitad del camino? ¿cómo le responde a los mexicanos y a las mexicanas ante la realidad?

Tengo que admitir, en algún punto creí que su gobierno le haría un bien al país, y más porque veníamos de un sistema con olor a podrido.

Pero para los que creíamos en cierta transformación, la venda pronto se nos cayó de los ojos.

No por nada, de acuerdo a una encuesta realizada por “México Elige”, el 42.6 por ciento de los encuestados votarían por su renuncia.

Y es que cómo olvidar…

Esa sangre morada que aún corre por las venas de los estados de nuestro país.

Los feminicidios en México siguen al alza.

En lo que va de 2021 aumentaron un 7.1 por ciento.

El famoso detente y las fórmulas cuasi mágicas para prevenir el COVID19.

Pero qué ironía, si México suma récord de 28,000 casos en un día y rebasa las 250,000 muertes en este mes de agosto.

Los abrazos y no balazos para enfrentar una de las peores oleadas de violencia que vive México.

71.3 por ciento de las mujeres se sienten inseguras en nuestro país.

60.9 por ciento de los hombres mexicanos, también.

Los programas sociales de bienestar vs. el aumento de pobreza.

La tasa de desempleo en México cerró en 4.2 por ciento en el primer trimestre de 2021.

Los supuestos antimonopolios farmacéuticos vs. la falta de medicamentos para niños y mujeres con cáncer.

La falta de estrategia en la educación para un seguro regreso a clases.

Por eso me pregunto, señor presidente.

¿Hay razón para colgarse tanta medalla?

¿Tantos récords históricos?

¿Aunque no necesariamente sean logros directos de la 4T?

Por ejemplo, las tan presumidas remesas.

Que se dice alcanzaron un récord histórico, en México, al llegar a 28.1 millones en 2021.

Seamos sinceros.

Sabemos que ese logro es de los vecinos, no de este gobierno.

Porque no hay nada que presumir cuando la gente se va en búsqueda de trabajo en otro país y no en el que nació.

Mejor reconozcamos que en México hay 2.7 millones de personas desocupadas, según datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del INEGI.

En el 2020 hablábamos de 15.7 millones de mexicanos en desempleo.

Usted haga las cuentas.

Ése sí es un récord histórico.

No por nada, la OCDE prevé que el desempleo en México, en 2022, seguirá arriba de los niveles prepandemia.

Y me puedo ir con la lista de récords históricos, pero no terminaría.

Lo que sí sé, es que esos “récords”, como usted los llama, son a nivel macro y no a nivel micro.

Porque en el día a día no se ven.

No se sienten.

Ni en los bolsillos.

Ni en la seguridad.

Ni en la paz social.

Al parecer, no vivimos en el mismo México.

Usted en AMLOandia; nosotros, quién sabe…

En donde vivimos los mexicanos y las mexicanas no hay nada que aplaudir.

Pero sí, mucho por hacer.

Señor presidente, ahora sí saque el famoso “detente” para que haga un alto en el camino y vea con lupa lo que realmente le sucede a nuestro país.

Porque seamos honestos.

Lo que vimos en el informe está lejos de la sinceridad y de la realidad.

A las pruebas me remito…

Los mexicanos, y las mexicanas, lo reprobaron en su tercer informe según un análisis de conversación digital y de redes sociales realizado por la empresa Metrics.

Usted que se dice ser humilde, sea humilde por el bien del pueblo mexicano

Usted que se dice creyente, crea que lo mejor es gobernar con honestidad.

No porque una parte del pueblo mexicano le dé estabilidad llegará a mitad del camino.

Ahí está, el vivo ejemplo del ex presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Acortó su camino.

Lo dejó su gente.

Hasta los mismos de su gabinete.

No nos tome por ignorantes, señor presidente.

Los mexicanos y las mexicanas merecemos que nos hablen con la verdad y no con récords históricos ensalzados.

Recapacite y acepte.

México no se ha transformado.

No vamos ni a la mitad del camino.

Aunque usted nos diga lo contrario.

Publicidad
Publicidad
Publicidad