FACEBOOK

VISTAS
29 de Septiembre del 2020

Gilberto pierde el piso

El líder visible del Frente Nacional Anti AMLO perdió el piso. Si es que algún día lo pisó.
El líder visible del Frente Nacional Anti AMLO perdió el piso. Si es que algún día lo pisó. En una más de sus vitriólicas y violentas declaraciones, Gilberto Lozano rompió el principio de respeto a la vida privada de las personas –aún en política- para atacar de frente a la familia presidencial de México. Y en un video difundido por redes sociales acusó que Claudia Sheinbaum tiene un hijo con uno de los hijos de Andrés Manuel López Obrador. Bajo ese supuesto, la gobernadora de la Ciudad de México tendría un nieto del presidente de México. “La Claudia Sheinbaum es la mujer más falsa. Acuérdate que ella tiene un hijo del hijo de López. Claudia Sheinbaum es la mamá de un nieto de López”. Pero quien fuera el Oficial Mayor en Gobernación en el sexenio de Vicente Fox también acusó, sin pruebas, que Alfonso Ramírez Cuellar estuvo casado con Beatriz Gutiérrez Müller. Es decir, que la esposa del mandatario sería hoy la ex esposa del actual presidente de Morena. “Así como también Beatriz Gutiérrez es la ex esposa de Jesús Ramírez Cuéllar, el presidente de Morena. Ve todo el triángulo de amasiato y concubinato que hay ahí”. Esta es la enésima vez que Gilberto Lozano pierde sus cabales. Lo mismo ocurrió en mayo pasado cuando envió un insultante y delirante video, en el que retaba a Alfonso Romo y a Tatiana Clouthier a medirse con él. “En este momento, amigos, yo quiero pedirle al señor Alfonso Romo, a quien reto que venga a recoger su mierda y a esta señora (Tatiana Clouthier) véla bien, que se hace pasar que fue presidenta Municipal de San Pedro en su currículum como diputada pluri y que anduvo con el Panal, aquí está, aquí está, el que quiera ver el CD de cómo se alió con la maestra Elba Esther Gordillo. Es una mierda. Ella y Alfonso Romo”. Desquiciado, fuera de sus casillas, iracundo y violento, continuó en su video retando al jefe de la oficina de la Presidencia y a quien fuera jefa de campaña del candidato Lopez Obrador y hoy diputada por Morena... “Vénganse Romo, cuando quieras, respetuosamente. Te voy a hacer lo que eres… un pelado que todo lo que toca lo hace cagada….. Par de desgraciados, lárguense de Nuevo León. ¡Lárguense de Nuevo León!. ¡Te estoy hablando Romo. Lárgate! Y tú también Tatiana. Vámonos. A su rancho, cabrona. Hijos de la chingada. Nos tienen hasta la madre…” ¿Respetuosamente? ¿Es este el carácter, la imagen y el lenguaje de quien se autoproclama líder de un movimiento de “resistencia pacífica” contra el gobierno de la Cuarta Transformación? ¿Ese es el nivel de la “oposición” en México? ¿Conocerán los adherentes a FRENAA el elevado nivel de bipolaridad que tiene su líder, quien después de hacer el ridículo –como lo hizo en el video contra Romo y Clouthier- sale después en otro video a pedirles disculpas por haberse “calentado”? Por supuesto que la libertad permite disentir. Del presidente, de su esposa, del líder de Morena, de Claudia Sheinbaum, de Alfonso Romo o de Tatiana Clouthier. Pero jamás insultar, menos sin pruebas y mucho menos traspasando el umbral de lo privado. Lo que difundió ayer lunes Gilberto Lozano sobre la familia presidencial es muy delicado, porque sin medir consecuencias –y al margen de que los hechos que denuncia sean ciertos o falsos- entra en ese terreno de la vida privada y pretende trasgredir esa frontera, buscando instalarlos como hechos de la vida pública. Con esos desplantes mediáticos, aprovechando la ventana de las benditas redes sociales, lo único que hace el líder de FRENAA es enaltecer absurda e innecesariamente el nivel de radicalización del debate público, que es lo que hoy le sobra, lo que menos se necesita en México. Y eso es el abono para que la violencia se instale en nuestro país como el medio para dirimir el conflicto. Y de esa barbarie están saturadas las páginas más oscuras de la Historia. Por eso insistimos, como ya lo hicimos antes: Y a FRENAA, ¿quién lo frena?