FACEBOOK

VISTAS
06 de Junio del 2019

El caso de Noa Pothoven va más allá de su muerte

Sobre el caso se discute si fue o no fue eutanasia, pero no se habla de las razones que llevaron a Noa buscar una muerte asistida
No sabemos mucho sobre Noa antes de su primer agresión. Sólo que es holandesa. Pero su vida cambió a los 11 años. En una fiesta de la escuela fue agredida sexualmente. Sin embargo eso no fue todo, porque a los 14 años otros 2 hombres la violaron. Lo que siguió para Noa fue un tormento. Sufrió estrés postraumático, depresión y desórdenes alimenticios. Noa buscó alternativas para sanar. Publicó su autobiografía en un libro. De esta manera intentó romper con el tabú de que no se habla sobre violaciones y quiso animar a que otras chicas cuenten su historia. A pesar de sus esfuerzos por sanar, no fue suficiente. Hace año y medio Noa solicitó a una clínica el proceso de eutanasia. El permiso le fue denegado por ser muy jóven y porque tenía esperanza de sanar. A los 17 años, 6 años después de su primera agresión, Noa no pudo más y publicó en sus redes sociales: “Después de luchar por años, estoy agotada [...], está decidido, me dejo ir porque mi sufrimiento es insoportable. Siempre asustada, siempre con la guardia en alto, hasta este día mi cuerpo sigue sintiéndose sucio”. Como el permiso para la eutanasia no le fue concedido, Noa optó por otra alternativa: una huelga de hambre. Dejó de comer y beber. Finalmente su familia aceptó su deseo de morir y dejaron de presionar para mantenerla con vida. El caso de Noa dió la vuelta al mundo, sin embargo fue mal reportado. En la prensa se dijo que la muerte de Noa había sido por eutanasia. Causó furor porque Holanda es los pocos países del mundo donde la muerte asistida es legal. Muy poco se ha hablado sobre las razones que orillaron a Noa a terminar con su vida. Una chica de 17 años que prefirió morir porque su “sufrimiento es insoportable”. ¿Qué tipo de dolor es el que te presiona tanto que la única salida es dejar de sentir para siempre? Mientras que la atención se centró en si era o no era eutanasia, y si fue mal reportado. Muy poco se dijo de todo lo que una víctima tiene que pasar para sanar una violación sexual, ni tampoco se ha hablado del libro de Noa o de los agresores. ¿Que nos deja Noa?