FACEBOOK

VISTAS

¿Cómo noquear a Donald Trump?

¿Qué consejos le puedo haber dado Andy Ruiz Jr al presidente en su visita a Palacio Nacional, que le sirvan para salir triunfal de uno de los pleitos hasta ahora más intensos de su sexenio?
El presidente Andrés Manuel López Obrador invitó a Andy Ruiz Jr. a Palacio Nacional. El primer campeón mexicano de pesos pesados fue recibido por el presidente para reconocerle su histórico triunfo en su pelea contra el campeón británico Anthony Joshua. El encuentro se da casualmente cuando López Obrador está en medio de una pelea no menos histórica contra Donald Trump. ¿Qué consejos le puedo haber dado Andy al presidente que le sirvan para salir triunfal de uno de los pleitos hasta ahora más intensos de su sexenio? ¿Que le pudo haber enseñado Andy a AMLO? Aquí algunos…

Que el tamaño importa, pero a veces vale madres…

Andy Ruiz de 1.88 metros de altura peleó contra un Joshua de casi 2 metros. El mexicano siempre fue catalogado como “el chubby kid”, “el niño gordito”, mientras su rival portaba una musculatura y un físico imponentes. Al final, el carácter, el aguante y la estrategia de El Destroyer se lograron imponer. Hoy López Obrador se enfrenta a la economía más grande del mundo y al presidente más violento e iracundo de su historia, quien no duda en presumir su fuerza a la primer provocación. Hay que aguantar los golpes, saber medir a un oponente que parece gigante, eso sí, no hay que dejar de tirar izquierdazos y ganchos aunque parezca que no surtan efecto.

La velocidad es clave cuando se vienen los trancazos políticos…

Los que saben de box se asombran de la velocidad que Ruiz presume con los brazos… El boxeador de 29 años se mueve, y se mueve rápido, si no pregúntenle al inglés. Es cierto, al día siguiente que se dio a conocer la amenaza de Trump de los aranceles, Marcelo Ebrard y su equipo ya estaba tocando puertas en Washington. Los criticaron y bastante porque Trump y Pompeo ni siquiera estaban en Estados Unidos. Hoy parece que la velocidad con la que actuó el presidente finalmente rindió frutos. Sin embargo Donald es un boxeador que no sabe perder, y hará lo posible para dar un golpe bajo más pronto que tarde.

Si te pegan, levántate… aguanta los golpes hasta encontrar tu oportunidad

Andy Ruiz no solo se levantó, el golpe lo embraveció y lo empujó a la victoria. Trump ya nos agarró de piñata, pero el presidente parece tener mucho aguante… Los golpes han sido constantes y nos ha tirado a la lona en innumerables ocasiones. Parece que López Obrador prefiere dar vueltas en el ring, y esperar que el rival se canse, al menos hasta que pasen las elecciones de EU. Después de la pelea, el legendario Conor Mcgregor dijo en un tuit: “Conozco de primera mano la dureza de la quijada mexicana. Se levantan del piso como algo salido de un thriller. No verás el fin sino acabas primero con los mexicanos primero. Dios los bendiga”. La pregunta es: ¿Cuantos golpes más a la quijada mexicana estamos dispuestos a aceptar de parte de Trump? Ya nos subimos a una pelea bilateral que apenas va en sus primeros rounds. Todas las apuestas están en contra… pero ya lo dijo McGregor… No verás el fin sino acabas primero con los mexicanos”.