FACEBOOK

VISTAS
24 de Mayo del 2019

USA FOR (AFRICA 1985) USA 2019

¿Dónde quedaron los días de "we are the children" en Estados Unidos? Tan solo de diciembre de 2018 a la fecha van 5 menores de edad muertos en la frontera por negligencias en cuestiones de salud
Diciembre a Mayo 2019: Son 5 ya las muertes registradas de menores de edad en la frontera. Todos provenientes de Guatemala. Carlos Gregorio Hernández Vázquez 16 años Wilmer Josué Ramírez Vásquez 2 años Jakelin Caal Maquin 7años Juan de León Gutiérrez 16 años Felipe Gómez Alonso 8 años Lejos quedaron los días de “We are the World” en donde Estados Unidos junto a sus artistas más sobresalientes como Stevie Wonder, Lionel Richie, Bruce Springsteen entre otros se unieron para apoyar la hambruna en África en 1985 cuando estaba al mando el presidente Ronald Reagan. Lejos quedaron esos días de “we are the children” en los cuales la primer potencia declaraba empatía, solidaridad, conexión con el ser humano. Y es que hoy en pleno 2019 vemos a una presidencia estadounidense dirigida con una sin razón y terquedad desmedida. Sin empatía, solidaridad y conexión con el ser humano. Y digo terquedad desmedida porque por más muros que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump quiera edificar entre México y Estados Unidos, eso no justifica las muertes de niños que son custodiados en la frontera por haber querido ingresar al país del ‘sueño americano’. Es un hecho. Hoy Estados Unidos está lejos de “we are the ones who make a brighter day so let’s start giving”. Desde diciembre a la fecha son cinco las muertes reportadas de menores de edad que intentaron ingresar a Estados Unidos. Todos provenientes de Guatemala. Muertes que pudieron prevenirse, pues desde que Trump no ha quitado el dedo del renglón en construir el muro fronterizo la detención de migrantes se ha convertido en un problema grave. Según estadísticas oficiales, más de 300,000 personas han sido detenidas en la frontera sur entre Estados Unidos y México de enero a abril. El número de personas detenidas es tan alto que el control se ha vuelto descontrol social y político. Tan así que en días pasados el demócrata Joaquín Castro habló sobre una “muerte epidémica” que ocurre actualmente en la frontera. Y que algo se debe hacer al respecto pues se están maquillando las atrocidades cometidas en los centros de detención. Una de esas atrocidades es la falta de atención inmediata y de sensibilidad en los procesos médicos que han orillado a que menores de edad como Carlos Gregorio Hernández Vázquez sean encontrados al borde de la muerte repentinamente. Y digo falta de atención médica inmediata porque en los cinco casos reportados hasta ahora por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza los menores trataron de levantar la mano en los centros de detención en donde se alojaban pues se sentían mal y nadie les hizo caso o los procesos de atención fueron tan lentos que ya para cuando querían poner alto a las enfermedades era demasiado tarde. Dejaron pasar neumonías, influenza, rotavirus, infecciones bacterianas…y de pronto… la muerte. Y de pronto el ‘sueño americano’ o el querer reecontrarse con su familia se volvió un tanto oscuro. Tan oscuro que ya algunos centros de detención se declaran a tope. Tan así que el US Customs and Border Protection anunció que en el centro de detención de McAllen donde murió Carlos Gregorio Hernández esta semana, ya no recibirá a más migrantes por el momento pues la enfermedad se puede propagar. Escalofriante, de verdad. Estamos hablando de niños y adolescentes inocentes, muriendo en manos de desconocidos, lejos de sus padres, tratando de vivir una mejor vida en un país con un ‘sueño americano’. “There are people dying. It’s time to lend a hand to life. The greatest gift of all”. USA FOR USA.