FACEBOOK

VISTAS
24 de Junio del 2020

Videíto habla: Escobedo contra la violencia de género

Solo el 7% de los delitos contra la mujer se investigan, y una de las razones es la falta de pruebas. Pero el municipio de Escobedo tiene una solución.
En el municipio de Escobedo, Nuevo León están armando a las mujeres víctimas de violencia doméstica, con relojes inteligentes que graban el momento de la agresión. Y es que en México, de cada 100 delitos sólo 7 se denuncian, y una de las razones principales es la falta de pruebas. Como en los juzgados, ‘videito habla’, el esfuerzo de Escobedo promete atacar el grave problema de la impunidad. “(El reloj) empieza a grabar inmediatamente lo que está pasando en el momento en que nos manda la alerta, y eso permite incluso si fuera necesario ser de utilidad para los abogados”, mencionó Clara Luz Flores, alcaldesa de Escobedo. Pero el reloj va mucho más allá de eso. Al oprimir el botón de pánico, el reloj realiza una llamada telefónica al centro de inteligencia. Una persona a cargo escucha, graba la conversación, y con la geolocalización ubica el dispositivo, para enviar inmediatamente a la Policía de Proximidad a dar auxilio. Los relojes salvavidas se entregan a las mujeres vulnerables a sufrir agresiones en sus casas. Y nacieron como respuesta a la posibilidad del incremento de la violencia doméstica en el contexto del confinamiento por la pandemia de Covid-19. Y vaya que sí. Aunque por el confinamiento otros delitos van a la baja, no es el caso de la violencia familiar. En Nuevo León las denuncias se han mantenido, incluso en algunos meses, aumentado. Como marzo, que en 2019 registró 1,216 denuncias, mientras que en 2020 aumentó a 1,670. Y eso que solo el 7% de los casos son denunciados. Por su esfuerzo de probar otras estrategias para proteger a las mujeres, los relojes salvavidas de Escobedo son un ejemplo a seguir. Además, no son una estrategia aislada. Se complementa con la Puerta Violeta y las órdenes de restricción municipal, que son similares a las que emite la Fiscalía, solo que de carácter local y aplicación inmediata. El objetivo general: evitar más violencia contra ellas.