FACEBOOK

VISTAS
17 de Septiembre del 2020

Impuesto a bebidas azucaradas genera más desigualdad: UANL

Estudio de la UANL establece que el impuesto a las bebidas azucaradas gravado en 2014 afecta en mayor medida a las familias más pobres del país.
El Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) que se aplica a las bebidas saborizadas es hasta 12 veces más regresivo que el que se aplica a la gasolina Magna, según el estudio "Regresividad y efectos del IEPS aplicado a la industria de las bebidas saborizadas en México” Dicho análisis fue realizado por el Centro de Investigaciones Económicas de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), desde el año 2014 cuando se empezó aplicar el impuesto y dentro de su actualización se estableció que el IEPS afecta en mayor medida a las familias del sur del país. La investigación estableció que mediante el cálculo a la aplicación del Índice Suits, el cual se utiliza para establecer si un impuesto es progresivo, es decir si afecta a las familias más ricas, o si es regresivo que afecta más a los hogares pobres, se llegó al resultado que el IEPS aplicado a los refrescos y alimentos con alto valor calórico es de -0.34 por ciento, lo que significa que es un impuesto regresivo. “Uno de los hallazgos más relevantes de esta actualización es que la región sur tiene un índice de desigualdad, medido a través del coeficiente de Gini, notablemente más alto que las otras regiones; para la región sur es 0.436 (mayor) y para la región centro norte es 0.408 (menor)”, comentó Joana Chapa Directora del CIE de la UANL Esta afectación se traduce en que los hogares más pobres del país absorben casi un 50 por ciento del IEPS aplicado, mientras que su ingreso representa solamente 25 por ciento del total de país, debido a que desde el año 2016 las familias con ingresos más bajos gastaron alrededor del 2.32 por ciento de sus ingresos en refrescos y un 4.73 por ciento en la compra de alimentos calóricos. El estudio fue realizado por los investigadores Daniel Flores Curiel, Edgar Luna Domínguez, Bricelda Bedoy Varela, coordinados por Joana Chapa, Directora del Centro de Estudios se encargaron del estudio en el marco del 60 aniversario del CIE y siendo parte de los festejos la publicación del estudio.